El Arquitecto Carlos Moncayo, representante legal de la Avícola Santa Rita, y miembro de dicha mesa, se refirió a esta situación de la cual dijo, se deben construir acciones conjuntas.

Moncayo dijo que como parte de la responsabilidad social de la empresa con los bugueños, la avícola ha instalado una estación meteorológica, para saber de dónde proceden los vientos y con ello poder detectar de donde provienen los olores. Además trabaja en el desarrollo de un sistema de monitoreo para el tema de las moscas.

Dijo que los datos arrojados por dicha estación han sido puestos al servicio de la CVC y la alcaldía con un sistema de reportes diarios de cualquier evento que se presente en la zona sur de Buga.

el representante de Santa Rita, dijo que el hecho que se les señale como los responsables de olores ofensivos en la ciudad, a lo que les motiva es a seguir cumpliendo  con responsabilidad a la comunidad. “Estamos para servir a la ciudad y cumplir con nuestra responsabilidad. Es necesario actuar no bajo especulaciones, sino con pruebas”, dijo.

A su vez, llamó la atención en cuanto a que otros sectores productivos han sido totalmente ajenos a este proceso que se viene desarrollando en la mesa de olores. Ya que solo se ha tenido, dijo, representación del sector avícola.

Redacción: Yaneth Díaz Viera